Los 10 “mandamientos” en la Terapia Manual contra el dolor

Traducción literal de “Forum Moderators’ Current Consensus on Pain” de SomaSimple. (las mayúsculas son mías)

1. El DOLOR es una categoría de complejas experiencias, no una única sensación producida por un único estímulo.
2. La NOCICEPCIÓN (señal de alarma de los tejidos corporales) no es necesaria ni suficiente para producir DOLOR. En otras palabras, el DOLOR puede ocurrir en ausencia de DAÑO TISULAR.

3. Una EXPERIENCIA DOLOROSA puede ser inducida o amplificada por amenazas REALES o POTENCIALES.

4. Una EXPERIENCIA DOLOROSA puede involucrar una mezcla de componentes SENSORIALES, MOTORES, AUTONÓMICOS, INMUNES, COGNITIVOS, AFECTIVOS y COMPORTAMENTALES. El contexto y el significado son de suma importancia para determinar la posible respuesta.

5. El cerebro mapea el procesamiento neural periférico y central de cada uno de estos componentes en múltiples niveles. Una aportación terapéutica en un único nivel puede ser suficiente para resolver una respuesta de amenaza.

6. La terapias que tienen más probabilidades de tener éxito en el trato del DOLOR NO-PATOLÓGICO son aquellas que:
- Van dirigidas a cogniciones inútiles y TEMORES sobre el significado del dolor
y/o
- Introducen movimientos en un contexto NO-AMENAZANTE interno y externo
y/o
- Aquellas que CONVENCEN al cerebro que la amenaza se ha resuelto.

7. Las terapias manuales y del movimiento pueden afectar los procesos neurales centrales y periféricos en varias etapas:
- transducción de la nocicepción en los receptores sensoriales periféricos
- transmisión de la nocicepción en el sistema nervioso periférico
- transmisión de la nocicepción en el sistema nervioso central
- procesamiento y modulación en el cerebro

8. Los mecanismos fisiológicos correctivos responsables de la resolución son INHERENTES. En situaciones de dolor no-patológico el terapeuta solo debe proporcionar el ambiente adecuado para la expresión de los mismos.

9. La longitud de los tejidos, la forma o simetría son malos predictores del dolor. Las fuerzas aplicadas durante un tratamiento manual común generalmente carecen de la magnitud y especifidad necesarias para conseguir cambios duraderos en la longitud, forma o simetría de los tejidos. Y si estos efectos mecánicos fueran posibles, la relevancia clínica para el dolor aún debería establecerse. Los efectos normales de la terapia manual se explican de forma más plausible como resultado de respuestas reflejas NEUROFISIOLÓGICAS.

10. El acondicionamiento con el objetivo de “fitness” y funcional o para promover la circulación general o la analgesia inducida por ejercicio pueden llevarse a cabo a la vez pero los puntos 6 y 9 deben respetarse.

The following two tabs change content below.

Fernando Calvo

Fisioterapeuta desde 1997. Postgrado en terapias miofasciales, sí esas! Dibujante por aficción, y friki absoluto (WH40k, rol, cómic, cine…)

Latest posts by Fernando Calvo (see all)


2 comentarios en “Los 10 “mandamientos” en la Terapia Manual contra el dolor

  1. Estoy totalmente de acuerdo con todo lo expuesto, pero creo que es aún bastante superficial como análisis de la persona y sus problemas. Es más, lo considero una verdad tan parcial, tan cerrada y ciega que me parece un estupendo callejón sin salida para el fisioterapeuta y lo que es más grave, en muchos casos para el paciente.
    Y si la persona, su cerebro, especialmente zonas profundas, más animales, menos corticales, deciden que es “mejor” sufrir ese dolor físico??, generando esos temores y creencias falsas porque subyace un dolor mucho más grande y temible para el ser, un dolor humano, emocional, vital, antiguo y arraigado, muy ligado a sentimientos de gran peligro para la supervivencia que muchos han sentido en su infancia. Y si el cerebro elige esconderse ahí para mantener de forma neurótica la energía encerrada en ese bucle doloroso, sufriente porque lo considera mejor opción??
    La persona tiene miedo, pero no del dolor de espalda, cabeza u hombro. El ser tiene miedo, pero no es estúpido como planteáis.
    Y si la solución fuera ayudar a la persona a darse cuenta del verdadero dolor, del dolor por el que paga tan alto precio.
    Para terminar, una frase… “El sufrimiento es ese precio constante, diario, sordo, sin solución que pagamos por no afrontar el verdadero dolor”

  2. Hola, gracias por comentar.
    Temores, creencias, sentimientos… quedan encuadrados en las poco conocidas banderas amarillas.
    En qué momento se ha dicho que el hombre es estúpido?
    No me queda claro, cuál es el verdadero dolor según ústed?

    Un saludo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>